Un paso atrás en el acuerdo por el Atuel



Guerra sin fin por el río Atuel: La Pampa y Mendoza no llegan a un acuerdo por el caudal

Fecha de Publicación
: 04/02/2018
Fuente: La Nación
Provincia/Región: La Pampa - Mendoza


Las negociaciones ya están pasadas por agua, aunque literalmente lo que escasea, sobre todo de un lado, es este recurso. Así las cosas, la puja entre Mendoza y La Pampa por el escurrimiento del río Atuel ingresó en un terreno pantanoso y con una solución cada vez más lejana: no hay acuerdo por un caudal mínimo fluvioecológico. Por tal motivo, todo indica que volverá a ser la Corte Suprema la que ponga un fin a esta historia, con fecha límite el 14 de febrero.
Es que la reunión de este jueves en Buenos Aires, en el Consejo Hídrico Federal (Cohife) previa a la cita con el máximo tribunal, mostró que poco y nada se avanzó en una resolución al histórico conflicto. En el encuentro del Comité Interprovincial de Atuel Inferior (CIAI), en el que participó buena parte del gabinete de cada jurisdicción, se dejó en claro cada propuesta. Mientras que Mendoza ofertó entregar de manera diaria, fija y continua 1,3 metros cúbicos de agua, los pampeanos exigieron que el mínimo debe estar por encima de los 4,5 metros cúbicos. De esta manera, las diferencias volvieron a crecer al tiempo que a la vecina provincia ingresa cada vez menos agua de lo pensado.
Según datos a los que accedió LA NACION, la escorrentía del río está en uno de sus niveles más bajos. Las modernas estaciones de medición de 24 horas al día que instaló la Nación en el límite provincial hace pocos días así lo confirman, y sorprenden: en la localidad sureña mendocina de Carmensa, en General Alvear, hoy pasan 0,65 metros cúbico por segundo, con una altura de 1,2 metros; mientras que al Puesto Ugalde, en el puente pampeano limítrofe de Paso de los Vinchuqueros, en un tramo de más de 140 kilómetros, están llegando 0,1 metros cúbicos por segundo, con una altura del río de 0,5 metros. Vale recordar que el Atuel es un río de deshielo y tiene un promedio de 27 metros cúbicos por segundo, de los cuales una buena parte suele perderse en el camino por la falta de obras, además de seguir en emergencia hídrica.
El ministro de Gobierno de Mendoza, Dalmiro Garay señaló: "Es un caudal que figura no como un promedio sino como un caudal fijo mínimo diario que debería llegar a la provincia de La Pampa luego de hacer obras que permitan alcanzar ese mínimo. Después hay que seguir monitoreando el sistema para ver cómo se va recomponiendo el ecosistema del norte pampeano y hacer los ajustes necesarios". Asimismo, Sergio Marinelli, titular del Departamento General de Irrigación (DGI) de Mendoza, quien también participó de la reunión expresó: "Estamos dispuestos a darle a La Pampa el caudal que corresponda, sin perjudicar a Mendoza. Y para eso hay dos caminos: uno es con obras que hagan más eficiente el uso del agua; el otro, agregando caudal con el trasvase del río Grande al Atuel".
El funcionario explicó que Mendoza intenta discutir otros métodos para establecer el caudal, dejando de lado el de los pampeanos, que se basa en la opinión de la población de la cuenca pampeana, para remplazarlo por el hidrológico. Según Marinelli, es el "más usado en el mundo", ya que determina rápidamente "el caudal ecológico".
"Así las cosas, hoy la discusión ni siquiera debería estar en la prensa, es una discusión que estamos llevando en Buenos Aires, en la Subsecretaría de Recursos Hídricos de la Nación. Allí, si no nos ponemos de acuerdo, cada provincia irá a la Corte con su posición y el máximo tribunal decidirá quién tiene razón", disparó el funcionario.
Por su parte, en diálogo con este diario, funcionarios de La Pampa, tras el rechazo al planteo mendocino y sus métodos, aseguran que el nivel indispensable para sostener el ecosistema y permitir un futuro desarollo del lugar debe estar por encima de los 4,5 metros cúbicos por segundo. Ante medios de la vecina provincia fueron duros: "Es una propuesta irrisoria; una falta de respeto. Con ese caudal no se recompone el ecosistema pampeano".
Se espera ahora una nueva reunión del CIAI para el 8 de febrero, una semana antes del plazo final que puso la Corte. Es más se busca que los gobernadores Alfredo Cornejo y Carlos Verna se encuentren previo a esa fecha límite.
En diciembre, el máximo órgano nacional de justicia ordenó que ambas provincias fijen un caudal apto para la reconstitución del medioambiente antes de la medianoche del 14 de febrero, así como la reactivación del CIAI, conformado por las dos provincias y el gobierno nacional. Hasta ahora, el acuerdo está lejos, por lo que se estima que los supremos terminarán dando la orden final.
.

0 comentarios:

Blog Archive

Seguir por E-Mail

Temas

Archivo de Blogs