Relleno de Ensenada: nuevos plazos para su cierre



Nuevo plazo para cerrar el relleno de Ensenada

Fecha de Publicación
: 19/03/2015
Fuente: Clarín
Provincia/Región: Buenos Aires


Recibe 700 toneladas diarias y está colapsada. Debe dejar de funcionar el 1° de enero de 2017. Para eso, comenzarán a construir una planta en el camino a Punta Lara.
El relleno sanitario de Punta Lara tiene los días contados. Pero las más de 700 toneladas diarias de residuos domiciliarios que producen La Plata y alrededores terminarán en una planta que se construirá a pocos metros del polémico predio de la CEAMSE. En 10 días comenzará la construcción de la planta de Tratamiento Mecánico Biológico (TMB). De esta manera, las autoridades provinciales esperan cerrar una historia de controversias con ambientalistas que comenzó en 2006, con un fallo de la Corte bonaerense que ordenó clausurar el basural que está en Ensenada.
En estos días, se hilvanan los últimos puntos de un acuerdo entre la ong Nuevo Ambiente -que inició la demanda por daños ambientales y sanitarios-, la CEAMSE, el municipio, el Gobierno bonaerense y el máximo Tribunal que dispuso la clausura. El primer paso fue dejar atrás el proyecto de tratamiento de residuos por compostaje, que comenzó en 2010 pero quedó a mitad de camino.
Ahora la empresa encargada de la disposición final de la basura del área metropolitana -CEAMSE- será la responsable de levantar sobre un terreno ubicado en el camino a Punta Lara un nuevo MBT para procesar los restos domiciliarios de La Plata, Berisso y Ensenada. El contrato aprobado por el Organismo Provincial de Desarrollo Sostenible (OPDS) y avalado por la Justicia tiene plazos fijos: un año para el desarrollo del proyecto y nueve meses más para poner el candado final al relleno a cielo abierto: 1° de enero de 2017.
La planta de TMB funcionará con este mecanismo: el primer paso será la separación del "material voluminoso" (heladeras viejas, troncos, desechos grandes). Luego, un sistema llamado "tromel" concentra el material orgánico, que representa casi la mitad del total. Eso se reutiliza en suelos. El proceso continúa con separación de materiales livianos (que se transforman en combustible derivado de residuos que se usa en hornos y cementeras) y más restos reciclables, en forma manual. Al final del procedimiento queda entre el 25 y el 30% con los que se arman fardos para rellenar canteras.
"Empezamos el camino de un acuerdo definitivo para cerrar el capítulo de Punta Lara", le dijo a Clarín el presidente del OPDS, Hugo Bilbao. En poco más de un año, los municipios deberán pagar 35 dólares por cada tonelada que ingrese a la nueva planta. Es la tarifa estipulada por la CEAMSE para el tratamiento definitivo de los residuos sólidos urbanos.
.

0 comentarios:

Blog Archive

Seguir por E-Mail

Temas

Archivo de Blogs